Gremio se quedó con la Recopa

Cerrada, equilibrada e impredecible hasta el final resultó la definición de la Recopa Sudamericana, certamen que enfrentó a los ganadores de la Libertadores 2017, el Gremio de Brasil y de la Copa Sudamericana, Independiente de Argentina. La ida se  disputó en Avellaneda, saldándose con empate 1-1 (goles de Luan, al minuto 21 para la visita y de Bruno Cortêz en propia puerta, para el local). El juego de vuelta se pugnó en Porto Alegre, ante 43 mil aficionados. Ambos equipos crearon chances claras para anotar pero la actuación de los porteros, Mario Grohe y Martín Campaña, resultaron determinantes.

Independiente tuvo que jugar el final del primer tiempo, la etapa complementaria y los 30 minutos del tiempo adicional con un hombre menos, por la roja directa que vio el defensor hispano-venezolano Fernando Amorebieta, al minuto 42. Aún así supo aguantar los embates de su rival, conservó el 0-0 y llevó el juego a la fatídica tanda de penales. En dicha instancia Gremio anotó sus cinco cobros, Independiente anotó cuatro y en el último Martín Benítez desperdició, desatando la celebración en las tribunas.

Para Gremio es su segunda Recopa, tras la obtenida en 1996, justamente ante Independiente, aquella vez con goleada 4-1. Boca Juniors, con cuatro coronas, es el máximo ganador de este certamen.